©Copyright. Lluís Sogorb All rights reserved. Todas las imágenes que aparecen en este blog están protegidas por la ley de la propiedad intelectual. Está prohibida la reproducción total o parcial del contenido de este blog sin el permiso por escrito del autor.

27 nov. 2009

Un día maravilloso

Hoy era un día especial. Al mismo tiempo, difícil. Se trataba de comprobar si el resultado de la resonancia magnética realizada a mi hijo la semana pasada era bueno o malo. Se trataba de descartar una complicación grave asociada a su traumatismo. Y el resultado no podía ser mejor: todo está perfectamente y su recuperación va estupendamente. Todavía tardara unos meses en volver a llevar una vida normal, a correr y a saltar, a practicar los deportes que tanto le gustan... pero podrá volver a hacerlo, que es lo importante.

Al salir del hospital, para recoger el coche y volver por él, el sol me ha parecido más luminoso y cálido que antes, el cielo de un azul más intenso, el aire fresco y limpio, los gorriones que me han acompañado en el trayecto más eufóricos que de costumbre... hasta he visto a la gente dibujar sonrisas en sus rostros y los coches moverse sosegadamente por las calles, sin prisas... bueno, esto último ya se ha tratado de una especie de alucinación fruto de mi “colocón” emocional.

He utilizado para ilustrar esta entrada una pintura que ya tiene algunos años y a la que le tengo un especial cariño. Una obra que su contemplación me ayuda en muchas ocasiones a relajarme, a encontrar sosiego. Ahora al regresar a casa, he vuelto a hacerlo una vez más. Pero en esta ocasión la he visto desde otro prisma. Hoy he sentido las sensaciones que debe experimentar ese flamenco al deslizarse suavemente a unos centímetros del agua, con el cielo y las nubes bajo sus pies. Yo hoy me he deslizado con él, he sentido el viento resbalarse por mi rostro, la calidez del sol en una fresca mañana sobre mi cuerpo, la sensación de flotar... de volar. Hoy he vuelto definitivamente a la vida.

Perdonad que me haya extendido algo más de la cuenta, pero como todos los que me honráis con vuestra visita periódicamente por este vuestro blog, me habéis trasladado vuestro afecto y apoyo desde el primer instante, quería compartir esta alegría que hoy mi corazón no puede absorber en su totalidad. Gracias por estar ahí.

“Reflejos” Óleo sobre tabla 75 x 50 cm. 2004

26 nov. 2009

Ilustración digital

Este es un jabalí (Sus scrofa) una de las tantas ilustraciones con las que ando atareado estos días. En esta ocasión estoy utilizando las herramientas que ofrecen las tecnologías actuales, es decir, los programas informáticos que te permiten pintar igual que a la manera tradicional, con la diferencia de que no manchas nada de pintura.

20 nov. 2009

Entre ramas

El otoño nos trae cambios en las horas de luz, en las temperaturas y en el paisaje. Pero también nos los trae con la vida. Muchos árboles y plantas se adormecen, los insectos van “desapareciendo” y muchas aves se van buscando temperaturas más suaves. Pero también otras aves aparecen ocupando el sitio de las que se han ido. El colirrojo real (Phoenicurus phoenicurus) es de esas especies que ascienden de África en primavera para anidar en la mitad norte de la Península Ibérica y gran parte de Europa. Por estas tierras se le puede ver en esas fechas en que realiza sus desplazamientos migratorios, sobretodo el postnupcial y, entre septiembre y octubre suele permanecer unas semanas en una zona por la que tiene especial querencia, fundamentalmente porque reúne alimento, agua y frondosa vegetación donde ocultarse. Una vez ha descansado y ha aumentado su grasa corporal, continua su viaje que le llevara al continente africano. ¡Increíble y fascinante esto de la migración!

“Entre ramas” Acrílico sobre tabla 28 x 21 cm. 2009

10 nov. 2009

Nuevo trabajo en proceso (I)

Estos días ando un poco liado, aunque llevo entre manos este pequeño acrílico, al que le meto mano cuando tengo un hueco, por pequeño que sea. Así es como está a día de hoy.